CulturaSociedad

Primer Desfile de Moda Trans Villera Plurinacional

Este sábado 26 de septiembre se realizó el primer Desfile de Moda Trans Villera Plurinacional. El evento fue organizado por la Casa Trans Villera de la Villa 31, y estuvo a cargo de la referente trans, Martina Pelinco.

Además, contó con la presencia de Paula Arraigada, candidata a legisladora porteña, y María Pía Ceballos, coordinadora de promoción del empleo para personas travestis trans del Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación.

El espacio se inauguró en marzo de 2021, y tiene el objetivo de otorgar puestos de trabajo registrado para personas trans. En la actualidad cuenta con dos máquinas de costura y le brinda empleo a cinco mujeres. El desfile de Moda Trans Villera Plurinacional es una forma de celebrar y visibilizar el trabajo de los últimos meses.

Kiyomi Silva, creadora del “vestido plurinacional”, explicó que para ella, el taller constituye un espacio de resistencia: “se trata de un emprendimiento que requirió de mucho sacrificio. Nuestra lucha no es para favorecer a una, sino que busca alcanzar a todas las personas trans que necesitan ingresar en el trabajo formal”. También agregó que en unos años, se imagina que el desfile va a ser mucho más grande: “Puede que no estemos nosotras, pero nos van a representar otras compañeras. Se trata de seguir adelante, y que quede en la historia”.

Para la población que vive en villas, acceder al empleo formal es muy difícil. Con respecto al caso puntual de las personas pertenecientes al colectivo travesti trans, Pelinco, fundadora del Taller de Costura Trans Villera, explicó que en los procesos de selección orientados a incluir a la población travesti trans, se suelen elegir personas que cuenten con formación académica. “Muchas salen de la calle y no tienen ningún tipo de contención. No se busca que las chicas puedan transformarse para afrontar un trabajo formal”. Por último, concluyó: “No hay un apoyo real del Estado. En las búsquedas laborales, se pide un curriculum que nosotras -por miles de razones- no tenemos”.

El Taller de Costura Trans Villera es un caso interesante por varios motivos. Por un lado, brinda puestos de trabajo registrado para una población cuyos derechos se encuentran vulnerados de manera histórica. A la vez, la modalidad autogestiva rompe con los esquemas tradicionales propios de la industria textil en el que la precariedad laboral es moneda corriente. Una de las paradojas propias de la industria textil es que rara vez, les costureres utilizan las prendas que confeccionan. Les trabajadores no sólo no son dueñes de lo que producen, sino que su sueldo rara vez se acerca al costo de venta que la ropa adquiere una vez que ingresa al mercado. Por todos estos motivos, la escena de las mujeres posando con las prendas que ellas mismas cosieron y diseñaron en el marco del primer desfile de moda trans villera plurinacional, es un hecho revolucionario.

Lee la nota completa en : https://www.elgritodelsur.com.ar

Mostrar más

Notas relacionadas

Back to top button
Close