Jueves 23 de Noviembre de 2017 -

Secciones Opciones
Contacto
Sociedad
Viernes 27 de Octubre de 2017

"No se dejen engañar por las drogas” dijo Francisco a los chicos de Villa 31

El Papa Francisco pidió ayer a niños y adolescentes de la Villa 31 de Retiro que “no se dejen engañar” por las drogas, bendijo la piedra fundamental e inauguró desde Roma las obras en el asentamiento de la futura sede de Scholas Occurrentes, la red educativa global que promueve.

El Sumo Pontífice acudió a la sede vaticana de Scholas y se conectó por videoconferencia con jóvenes de la Argentina, México, Puerto Rico, Paraguay y Estados Unidos.

“No se dejen engañar, la droga no les soluciona nada. Son vidrios de colores que a ustedes les hacen creer que son piedras preciosas. No se dejen engañar”, advirtió el Papa al dirigirse a los chicos del barrio periférico porteño.

“Sigan mirando hacia el futuro todos juntos, con los valores de cada cultura, pero hermanos todos. Y si se pelean algún día, arréglense al siguiente, porque es lo mejor. Vivir peleados es una cosa fea y amarga que hace mal”, sostuvo, y los animó: “Sigan adelante, que Dios los bendiga”.

Otro grupo de adolescentes que vive en situación de vulnerabilidad social en el barrio y trabaja con Scholas cantó un rap para el Papa, expresando su deseo de cambiar su realidad.

En la Villa 31, que tuvo al sacerdote Carlos Mugica como pionero del acompañamiento de las barriadas más empobrecidas, nacieron los programas educativos que Jorge Bergoglio promovió cuando era arzobispo de Buenos Aires.